La responsabilidad del liderazgo en la rotación

Si estás leyendo esto, es probable que sea porque observas cómo los empleados rotan mucho en las empresas de tu entorno o porque el nivel de rotación de tu organización está aumentando y la situación te preocupa. Es muy probable que la clave esté en el ejercicio del liderazgo en la organización.

En un reciente estudio de la consultora Gallup, entrevistando a más de 7.000 personas, se encontró que el 50 por ciento dejó su trabajo en algún momento de su carrera para alejarse de los líderes de su empresa y así mejorar su vida en general. Otros estudios como el del Future For Work Institute de 2017 elevan hasta el 78% quienes abandonan su empleo por la calidad del liderazgo, incluyendo al jefe directo (45%) y a la dirección de la compañía (33%). 

© Javi Indy, Freepik
© Javi Indy, Freepik

Liderazgo al servicio del empleado.

Reconocidos autores en el mundo de la gestión de las organizaciones, como el reputado Ken Blanchard, llevan años señalando que los grandes líderes eficientes no se enfocan solo en manejar situaciones críticas, sino que son muy conscientes de que su cliente número uno son sus empleados.

Cuando un líder cuida de sus colaboradores, muestra interés sincero, escucha, entrena, capacita, reconoce su contribución, etc. es habitual que los empleados se involucren y se entusiasmen por lo que hacen. El compromiso se traduce en una atención más eficiente al cliente y, por tanto, en resultados para la organización. 

La relevancia del "círculo de seguridad".

La moneda emocional que lleva a un alto rendimiento en los empleados es sentir que pertenecen a la empresa y que existe un compromiso mutuo. En su libro "Los Líderes Comen al Final", Simon Sinek, se refiere al "círculo de seguridad" como ese entorno de condiciones idóneas que el líder crea para asegurarse de que exista confianza y cooperación dentro de la empresa y que las necesidades de los empleados se estén cumpliendo.

Cuando los empleados no reciben el aprecio, reconocimiento, desarrollo, herramientas, capacitación, tiempo, expectativas claras, visión o recursos que necesitan para hacer su trabajo, se reduce la moral y se busca una salida fácil. La rotación se dispara y resulta imposible retener el talento. 

Algunas claves de la eficiencia en el liderazgo.

La falta de un liderazgo eficiente en algunas organizaciones puede tener su origen en diversos motivos, como: el temor de algunos líderes a entrenar a otros por miedo a ser desplazados; la falta de entrenamiento del líder para reconocer la contribución de sus colaboradores; habilidades limitadas para las relaciones interpersonales; dificultades para mostrar interés sincero; falta de entrenamiento en la escucha activa y en la habilidad para ofrecer un feedback valioso, entre otros.

Algunas claves, puestas en evidencia en el Estudio sobre "Los Puntos Ciegos del Liderazgo" de Dale Carnegie, tienen que ver con:

1·  Mostrar interés y reconocimiento sincero.

Uno de los 3 elementos fundamentales para la motivación de las personas en el trabajo es constatar que se progresa y que ese progreso es reconocido. Una misión fundamental del líder es mostrar interés sincero por sus colaboradores y su progreso, aportando el reconocimiento necesario.

2·  Admitir los errores propios con naturalidad.

Los colaboradores no esperan ni desean líderes infalibles. La humildad es una de las características más valoradas del liderazgo. Sólo el líder que reconoce sus errores -desde el momento que es consciente de que los ha cometido- adquiere legitimidad para pedir a los demás que hagan lo propio.

3·  Escuchar de verdad para comprender.

Estamos habituados a escuchar para responder y no para entender y comprender. Un líder eficiente debe entrenar su escucha activa. Sólo escuchando de forma activa a sus colaboradores podrá conocer sus ideas, identificar sus emociones, concretar sus motivaciones, indagar en sus valores y, por tanto, empatizar para lograr comprender.

4·  Honestidad con uno mismo y los demás.

Ser coherente con sus propios valores, así como hacer lo que se dice y decir lo que se hace, son elementos clave para que un líder logre la confianza, cooperación entusiasta y compromiso. Hay una correlación positiva clara entre la honestidad y confiabilidad del líder y la probabilidad de que los colaboradores muestren satisfacción con su trabajo y compromiso.

Acércate a un experto en liderazgo y comienza a desbloquear el potencial de tus empleados, sabemos que no es sencillo, pero estamos seguros de que encontrarás el camino al éxito. Te ofrecemos ayuda en forma de entrenamiento vivencial para reforzar las habilidades de liderazgo claves para lograr compromiso y resultados en tus colaboradores.

Si quieres más información sobre las ventajas del exclusivo método Dale Carnegie de entrenamiento solicítala aquí.

No olvides consultar nuestras propuestas de entrenamiento para desarrollar tus habilidades personales y sociales, así como las de las personas que trabajan contigo. 

Programa "Liderazgo Relacional".

Burgos - 21 y 28 de octubre de 2019.

Valladolid - 7 y 14 de noviembre de 2019.

de 16 a 21 h. - 10 h. presenciales.

+ info 

Conoce otros Programas de Entrenamiento

Sé el primero en leer nuestras novedades